24.11.08

Aún (Rebeca)

Aún cuando te lleguen hirientes las palabras,
no hay anclas que resistan tu fe de caminar,
y serán tuyos los pasos que te labras
y tuyas las horas de un nuevo despertar.

Serán tuyas las ansias,
tuyo el recuerdo de noches en la almohada
con lágrimas cuajadas de amor y de dolor.

Será tuyo el avance que en vuelo cada día
perfumes en la brisa buscando un arrebol.

Se extinguirá la prisa que un día te dejaron
para saber que entonces existe un nuevo amor.

Un beso para tu alma.

No hay comentarios: